Ir al contenido principal
IMPACTO DE WWP EN ACCIÓN: su apoyo puede marcar una diferencia que cambie la vida de los veteranos y sus familias. CONOCER MÁS
Contáctanos English 

Biografía de Andrew Harriman

Andrew Harriman se unió al Ejército de EE. UU. en 2002 para satisfacer su pasión por ayudar al prójimo. Como ya prestaba sus servicios en su comunidad como técnico en emergencias médicas (EMT, por sus siglas en inglés), alistarse como médico de combate fue la opción más acertada.

En 2006, Andrew fue enviado a Irak con la 82.º División de Aeronática. La noche del 5 de marzo de 2007, él era el único médico asignado en su equipo de 11 hombres para una misión cerca de Baqubah. Se movían en una fila india por un camino entre una gran pared de cemento y un canal y, por ende, no tenían cómo cubrirse. Mientras su unidad se desplegaba, se abrió fuego en la oscuridad y uno de los compañeros de Andrew resultó herido en la espalda.

"Sin pensarlo, corrí rápidamente hacia donde estaba y lo cargué", relata Andrew. "Por alguna razón, justo en el medio del camino había un poste de luz y un montículo de tierra lo suficientemente grande como para arrastrarlo detrás de él. Nos permitió resguardarnos y así mantenernos a salvo".

Por lo que hizo esa noche, Andrew fue galardonado con una Estrella de Plata, el tercer premio más importante que puede recibir un miembro de las Fuerzas Armadas de Estados Unidos.

Unas semanas después de su heróico logro, su buen amigo Ben Sebban murió en combate.  Unos días después, Andrew también resultó herido de un disparo en la pierna a poca distancia a causa de un accidente por fuego aliado. En total, cerca del 25% de la unidad de Andrew murió o resultó herido en dicha misión. Y esto le afectó profundamente por mucho tiempo.

"Luché por varios años", cuenta Andrew. "Se convierte en una dinámica precaria entre uno y todos los demás, incluyendo a la familia y amigos. Intentan acompañarte, pero nadie lo entiende realmente hasta que lo vive".

Entonces Andrew descubrió Wounded Warrior Project® y el panorama mejoró. Desde el primer momento, comenzó a sentirse más cómodo al interactuar con gente nuevamente.

"Me hizo salir de casa", relata Andrew. "Fue la primera vez que pude relajarme y ser yo mismo después de mucho tiempo".

A pesar de todo lo que sufrió, Andrew conserva su pasión por ayudar a otras personas. Desde que dejó el Ejército, trabajó como técnico en emergencias médicas, enfermero en salas de emergencias y actualmente como enfermero de vuelo en un helicóptero para el traslado de pacientes. Para ello, pone en práctica sus experiencias únicas para ayudar a la gente de manera creativa.

"Hace algunos años, tuve un paciente que había recibido un disparo en la pierna y estaba convencido de que iba a morirse", cuenta Andrew. "Finalmente, tuve que decirle: 'Oye, sé que duele. Te prometo que esto no te matará'. Me preguntó: '¿Y cómo lo sabes?' Me subí una de las piernas del pantalón. Entonces le respondí: 'Porque eso que ves es una herida de bala'. Enseguida se calmó y se dio cuenta de que
podría sobrevivir".

Volver a Conoce a un veterano

INVOLÚCRATE CON WWP

Suscríbete a nuestro boletín informativo por email y obtén la información más reciente sobre eventos, recaudación de fondos y formas de hacer un impacto.