Ir al contenido principal
Michael Pence

Cuando Michael Pence ingresó a la Infantería de Marina de los Estados Unidos, inmediatamente después de graduarse de la escuela secundaria, imaginó toda una vida de servicio a su país, promoviendo la causa de la libertad y apoyando a sus hermanos de armas. Nunca imaginó que su lucha incluiría una batalla contra el trastorno por estrés postraumático (TEPT).

"Es como si alguien encendiera una radio en mi cabeza a todo volumen y yo no pudiera apagarla", dice Michael. "Esa radio reproducía una lista predeterminada de furia, aislamiento y depresión".

Michael comenzó a tener problemas con el TEPT cuando visitó Oriente Medio por primera vez en 1990 durante la Operación Tormenta del Desierto. Pudo controlar la furia, el aislamiento y la depresión cuando dejó la Infantería y fue reclutado para unirse a la unidad de la Guardia Nacional de los Estados Unidos en Oregón. Pero cuando su unidad de la Guardia Nacional de los Estados Unidos lo llevó de vuelta a Iraq, no pudo suprimir esos sentimientos.

"Tan pronto como me bajé del avión, sentí ese calor", cuenta Michael. "No hay nada que se le parezca. Todos los recuerdos de Tormenta del Desierto de inmediato volvieron a mi mente".

En octubre de 2003, mientras estaba en un convoy distribuyendo suministros a las unidades en Iraq, un explosivo improvisado (IED) detonó cerca del vehículo de Michael. Se libró de sus lesiones tomándose solo un día para recuperarse. Cuando su unidad fue trasladada a Arabia Saudita, Michael supo que algo andaba mal.

"Terminaron por diagnosticarme lesión cerebral traumática (LCT), pérdida de audición, daño nervioso en ambos brazos y desgarro del manguito rotador. También me practicaron dos cirugías para reparar el daño en mis senos nasales".

Sin embargo, para Michael, la lesión más importante fue a su autoestima. Significó una transición difícil de la vida militar a la vida civil.

"Tenía miedo de cruzar el umbral de mi casa. Me sentía solo e incomprendido. Y luego supe que uno de mis compañeros se había suicidado. Era el mejor de los soldados, un símbolo de fortaleza. Me sentí devastado por su pérdida y supe que sería el próximo si las cosas no cambiaban".

Para Michael, la transformación que tanto buscaba para su vida llegó cuando conoció Wounded Warrior Project® (WWP).

"Tuve que volver a aprender que no podía sobrevivir en una isla. La vida militar se basa en el trabajo en equipo. WWP me enseñó que la vida civil también supone trabajo en equipo. Soldier Ride® es el ejemplo perfecto de ello. Los soldados comienzan su carrera como un equipo y terminan como equipo, ayudándose unos a otros en el camino. A través de Soldier Ride, WWP me demostró que podía superar mis problemas. Puedo convencer a los incrédulos de que están equivocados".

Y, tal como Michael lo expresa, los veteranos en transición a la vida civil tienen una nueva misión.

"Tengo una tarea por cumplir. Completé la capacitación para mentor de pares y hago todo lo posible por ayudar a otros veteranos. "Los ayudo a sanar y, en el mismo proceso, ellos me ayudan a sanar. No estoy solo. Ya no me siento una víctima. Gracias a WWP, estoy tomando decisiones para mi vida. La vida no toma decisiones por mí. Y ahora puedo inspirar a otros a hacer lo mismo".

Quienes conocen a Michael se sienten motivados por sus acciones y por el ejemplo que da a otros.

"Casi todos los días voy al gimnasio, trabajo con mi entrenador personal, mejoro y me preparo para participar en competencias de fisicoculturismo. Todo esto está muy lejos del veterano herido en una habitación de hospital o de la víctima aislada que tenía miedo de salir de su casa. Estoy en permanente contacto con otros veteranos, y nos apoyamos mutuamente, física, emocional y espiritualmente. No permitimos que una discapacidad nos defina. Somos veteranos para siempre. Luchamos contra el TEPT juntos, y le ganamos".

Volver a Conoce a un veterano

INVOLÚCRATE CON WWP

Suscríbete a nuestro boletín informativo por email y obtén la información más reciente sobre eventos, recaudación de fondos y formas de hacer un impacto.